Lunes, 10 de enero de 2011
Publicado por ozono21 @ 23:49  | VITAL AIRE & AGUA
Comentarios (0)  | Enviar

El espectacular relato b?blico sobre las aguas del Mar Rojo separ?ndose en dos bloques hace tres mil a?os para dejar pasar por el medio a Mois?s y los suyos es bien conocido. Asombrosamente, un nuevo estudio que incluye simulaciones por ordenador y que ha sido realizado por investigadores del Centro Nacional estadounidense de Investigaci?n Atmosf?rica (NCAR) en Boulder, Colorado, y la Universidad de Colorado en la misma ciudad, desvela que el portento meteorol?gico pudo, despu?s de todo, ser real, gracias a una combinaci?n peculiar de movimiento del viento y rasgos topogr?ficos.

Fuente: UCAR ?(8 de Octubre de 2010)

En el ?xodo se narra que Mois?s y su gente, en su hu?da de la tropa fara?nica, quedaron acorralados entre el Mar Rojo y sus perseguidores. En lo que consideraron como un milagro, un fort?simo viento logr? durante la noche partir en dos la masa de agua, dejando en medio un pasaje de tierra firme con muros de agua a ambos lados. Los israelitas se atrevieron a adentrarse por el ins?lito camino, consiguiendo llegar a la otra orilla. Pero cuando por la ma?ana la tropa del fara?n intent? seguirles por el pasaje, las aguas volvieron a juntarse y los soldados perecieron ahogados.

En diversas ocasiones, ha habido cient?ficos que han intentado determinar si esa separaci?n de las aguas, uno de los m?s famosos milagros de la Biblia, pod?a ser explicada con alg?n fen?meno natural. Sin embargo, todas las hip?tesis anteriores que intentaban ofrecer una explicaci?n racional que avalase la autenticidad del fen?meno han tenido puntos d?biles.

Los autores del nuevo estudio llevaron a cabo un extenso an?lisis de registros arqueol?gicos, mediciones por sat?lite, y mapas antiguos o actuales, que les permiti? estimar el flujo de agua y la profundidad de ?sta hace tres mil a?os en esa zona del delta del Nilo. Y descubrieron que en un punto espec?fico hab?a un paso que, bajo las circunstancias adecuadas, era utilizable para cruzar por ?l hacia la otra orilla.

Las simulaciones por ordenador han mostrado que un viento de 101 kil?metros por hora, incidiendo sobre el lugar durante 12 horas, habr?a sido capaz de hacer retroceder la masa de agua, cuya profundidad se ha estimado en unos 2 metros. A ello habr?a ayudado la particular topograf?a del terreno de la zona. Aunque hay incertidumbres sobre las v?as fluviales de aquella ?poca, algunos ocean?grafos creen que un antiguo ramal del r?o Nilo flu?a dentro de un lago costero que por aquel entonces se conoc?a como Lago de Tanis.

Con el agua agolpada dentro del lago y tambi?n dentro del canal fluvial por la fuerza del viento, habr?a quedado expuesto durante unas 4 horas un puente de tierra de entre 3 y 4 kil?metros de longitud por unos 5 de ancho. Eso habr?a permitido a Mois?s y su gente avanzar por una llanura fangosa hacia la otra orilla.

Tan pronto como el fuerte viento ces?, el agua volvi? a desparramarse por todo su lecho. Cualquier persona que a?n permaneciera en la llanura fangosa se habr?a visto en un serio riesgo de ahogarse.

"Las simulaciones concuerdan muy bien con lo relatado en el ?xodo", explica Carl Drews del NCAR, uno de los autores principales de la investigaci?n. ?La separaci?n de las aguas puede ser explicada mediante la din?mica de fluidos. El viento mueve el agua de un modo que cumple con las leyes de la f?sica, creando un pasaje seguro flanqueado por agua en ambos lados, y luego, de manera abrupta, permitiendo que el agua vuelva a su posici?n inicial".

ozono21 ozono21videos?ozono21 Blogs

Videos Medioambiente


Comentarios